Desde hace días atrás he estado escuchando acerca de un sitio web que forma parte de, lo que considero yo, una campaña de concientización, de enseñanza, de aprendizaje y que eventualmente llegue a generar también un cambio cultural en la forma que los costarricenses conducimos, caminamos!!!, andamos en bici y en general, como nos desplazamos por las calles de nuestro país.

Y es que esta última frase (“por las calles de nuestro país”) me recuerda múltiples comentarios y conversaciones completas que he tenido desde hace mucho tiempo con amigos y conocidos, coincidiendo justamente en el cambio de actitud a la hora de conducir cuando se está en otro país; es como que por “arte de magia” todas las malas costumbres, la imprudencia e irrespeto que se vive cuando se conduce por las carreteras de nuestro país, se transformaran para dar lugar a la buena observanza de la señalización de tránsito, la cortesía y el orden vial; se transforma en un renovado conductor que saca a relucir todo el conocimiento adquirido en los cursos de educación vial (esperando que haya realizado  o al menos que se haya leído el manual), la experiencia adquirida y ante todo el sentido común.

Creo que de eso se trata, de que apliquemos un poco de sentido común y se podrían evitar una serie de problemáticas e inconvenientes que cada vez más plagan nuestro diario desplazamiento vehicular; con solo dar campo en las intersecciones cuando se nota y se sabe que no hay campo para pasar por que la fila al otro lado de la calle está al borde, se podrá liberar el espacio de la calles perpendicular o los que van a cruzar por la intersección y así generar que el flujo de carros no se detenga; no meterse a la brava, en vez pedir y dar paso 1 a 1; que las autoridades competentes (máxime sabiendo que son INGENIEROS y su función es buscar soluciones) sincronicen los semáforos para NO tener que estar parando cada 100 metros… por favor!!!; y así como estos estoy seguro que podría seguir con múltiples ejemplos, es más, sé que todos ustedes podrían dar muchísimos otros más; por eso les dejo la inquietud para que agreguen sus comentarios (no requiere registro) y así expresarnos al respecto.

Les invito a que se registren en el sitio web http://aprenderamanejar.com y realicen el curso ofrecido; para los que están aprendiendo a manejar les brindará una nueva y moderna herramienta para adquirir el conocimiento, y para quienes ya tenemos tiempillo de rodar por las calles estoy seguro que también lo encontrarán muy útil para refrescar las reglas y consejos que procuran formar conductores integrales, no solo saber meter la marcha y darle pa’delante…

Espero y confío firmemente que estas reflexiones ayudarán a que se alcance la transformación cultural necesaria para que cuando salgamos a conducir en nuestro propio país sintamos con orgullo que es tan bonito como manejar en otros países.

Saludos,
Renato